Gloomy Sunday” (del húngaro “Szomorú Vasárnap”) es una canción escrita por un pianista y compositor autodidacta húngaro, Rezső Seress, en 1933. De acuerdo con la leyenda urbana, esta canción inspiró cientos de suicidios. Cuando se lanzó en EE.UU, se la conoció como “La canción húngara del suicidio”. No hay ningún dato que avale la citada leyenda ni referencia alguna en prensa o cualquier otra publicación de la época. A veces se cita el hecho de que el propio Rezso Seress se suicidó tirándose por una ventana como aval de la leyenda urbana que rodea a la canción, pero este dato no aporta demasiada verosimilitud ya que, si bien es cierto que el autor se suicidó, lo hizo 35 años después de componer Gloomy Sunday.
Se han grabado numerosas versiones de la canción, entre ellas la que hoy día se considera referencia, por Billie Holliday. Phil Elwood cita en JazzWest.com las siguientes palabras de Michael Brooks, extraídas de las notas de producción que acompañan en conjunto de 10 CDs Lady Day – the Complete Billie Holiday on Columbia, 1933-1944:

Gloomy Sunday llegó a América en 1936 y, gracias a una brillante campaña de publicidad, empezó a ser conocida como La canción húngara del suicido. Supuestamente, tenía el poder de hipnotizar a los amantes afligidos, que tras escucharla se precipitaban hacia la ventana abierta que tuvieran más cerca, del mismo modo que los inversores suicidas en octubre de 1929: Ambas historias son claras leyendas urbanas.”
La canción:
La impactante desesperación y amargura de la letra original de Seress fue pronto reemplazada por la melancólica letra del poeta húngaro László Jávor.
Tanto Sam M. Lewis como Desmond Carter tradujeron la canción al inglés. La versión de Sam Lewis fue interpretada en 1936 por Hal Kemp y su orquesta y más tarde por Artie Shaw y Billie Holiday. La popularidad de “Gloomy Sunday” aumentó mucho tras la interpretación de Billie Holiday en 1941. Su interpretación convirtió la versión de Lewis en la versión de referencia para futuros intérpretes. Intentando aligerar el tono pesimista, se añadió una tercera estrofa en la versión de Billie Holiday, dándole a la canción un tono de ensoñación (empezando con “Dreaming, I was only dreaming”). Paul Robeson (1936), Diamanda Galás (1992) y Björk usaron la letra de Carter para la letra de sus versiones .
El origen de la canción se utilizó como trasfondo de la películo germano-húngara “Gloomy Sunday – Ein Lied von Liebe und Tod” (1999) (Una Canción de Amor y Muerte), basada en la novela de Nick Barkow, co-estrita y dirigida por Rolf Schübel y protagonizada por Joachim Król, Ben Becker, Stefano Dionisi y Erika Marozsán.
La canción también sirve como base para el argumento de la película española “La Caja Kovak”.
Aparición en otros medios:
La película española titulada La caja kovak basa parcialmente su argumento en esta canción, elevando su leyenda suicida a la potencia de la ciencia-ficción. En el film, diversas personas se suicidan después de oír esta canción. También la película Gloomy Sunday – Ein Lied von Liebe und Tod La canción aparece también al inicio de un capítulo de Los Simpsons, en el que recrean la histeria de Estados Unidos acerca de el libro “La Guerra de los Mundos”


Gloomy Sunday
Billie Holliday
Sunday is gloomy,
My hours are slumberless
Dearest the shadows
I live with are numberless
Little white flowers
Will never awaken you
Not where the black coaches
Sorrow has taken you
Angels have no thoughts
Of ever returning you
Wouldn’t they be angry
If I thought of joining you?
Gloomy sunday
Gloomy is sunday,
With shadows I spend it all
My heart and i
Have decided to end it all
Soon there’ll be candles
And prayers that are said I know
But let them not weep
Let them know that I’m glad to go
Death is no dream
For in death I’m caressin’ you
With the last breath of my soul
I’ll be blessin’ you
Gloomy sunday
Dreaming, I was only dreaming
I wake and I find you asleep
In the deep of my heart here
Darling I hope
That my dream never haunted you
My heart is tellin’ you
How much I wanted you
Gloomy sunday


Quizá también te interese: Muñecos que por las noches cobran vida

COMPÁRTELO


 
Top