Me llamo Juliana soy de la capital riojana y esta es mi historia la cual nos tocó afrontar con mi familia, mis parientes maternos viven en “Puerto Alegre” cerca de “Los Tambillos” un pueblito muy chico que se ubica sobre ruta 40 pasando la localidad de “Sanogasta” para principios del 2006 más específicamente en semana santa, (fecha sagrada para los católicos en lo cual no debe hacerse ningún tipo de festejos) de no creer el pueblo estaba fiesta, una pareja había decidido casarse aprovechando el fin de semana largo, al ser un lugar chiquito todos estaban reunidos en la conmemoración de aquella unión, bailando, bebiendo, etc. 


La hermana menor de mi mama (tenía por entonces 22 años) estaba de novia con “marcos” un muchacho de unos 25 años, este hombre era muy celoso con mi tía a la menor tontera ya le hacía quilombo (problemas), aquella noche mi abuela estaba muy enojada por la fiesta me acuerdo que todo el día estuvo diciendo - “ya no respetan a Dios” - . 


Como era una adolescente me escape de la casa de mi abuela y me vine con la hermana de mi vieja a la fiesta, pasaron las horas y en medio del furor de la joda, mi tía y su novio entran a discutir frente todos (él estaba un poco “chumao” - borracho - ) después de un momento veo que marcos le grita que se iba del lugar, mi tía le pide que no se vaya solo que le podía pasar algo, sin embargo este se retiró del lugar nomas. 


La joda siguió después de este espectáculo sinceramente nos olvidamos de su novio, a la hora veo que entra mi abuela enojada diciéndome que no debería estar en esa fiesta que era una profanación al día santo de la muerte del Señor, e inmediatamente comienza a retar a mi tía diciéndole que es una irresponsable por traerme, en un momento pregunta - “Raquel donde está tu novio?”– 
Es ahí que nos percatamos que nadie lo había vuelto a ver, después de estar por unos minutos preguntando a las demás personas si lo habían visto (la fiesta se hizo en el patio de uno de los cónyuges) se oyó a marcos pidiendo auxilio - “ayuda por favor, me quiere llevar” - 


El grito se volvió a escuchar pero esta vez más lejos, los dueños de la casa bajan el volumen de la música para oír mejor y nuevamente se oye el alarido ahogado de marcos - “por favor que alguien me ayude” - rápidamente se armaron dos cuadrillas de 20 hombres que salieron a buscarlo, mi abuela se fue hasta su casa a traer un rosario y agua bendita, mi tía preguntaba llorando a su mama que estaba pasando, obteniendo como respuesta - “esto pasa cuando no respetan a Dios, para estas fechas hay que tener más cuidado que nunca” – 


Ya había pasado más de media hora y aun no podían encontrar a marcos, los papas de este muchacho estaban desconsolados, mis primos y algunos tíos deciden sumarse a la búsqueda (mi abuela y mi tía también se unen, yo no tuve opción que salir con ellos no me quería quedar sola en la casa, así de esta forma casi todo el pueblo se metió monte adentro tratando de encontrar al novio de mi tía, a medida que avanzábamos por los matorrales alguien decía en voz alta – “marcos grita así podemos encontrarte” - lo raro es que el grito de marcos se oía por distintas direcciones. 

Así anduvimos un buen trecho hasta que se oyó con mucha claridad y desesperación la voz de marcos - “me quiere matar, me quiere matar ayuda” - casi corriendo nos dirigimos hasta la parte de una quebraba (con una caída de más de 30 metros) y en ese lugar vi lo más espantoso que uno puede llegar a ver, (no fue sugestión colectiva) marcos era arrastrado por los pelos cuesta arriba del barranco por una nena de 10 años (tenía el pelo muy largo con un vestido negro). 

Los perros que nos acompañaban comenzaron a llorar de forma lastimera, un primo mio al alumbrar con su linterna el rostro de esa niña, (me dio un terror que invadió hasta lo más profundo de mi ser) un rostro derruido, con muchas arrugas y una sonrisa donde se podían apreciar unos dientes punzantes, la mirada de esta aparición era de lo más horrible en los ojos solo había dos cuencas de un negro muy oscuro, las extremidades (pies y manos) era piel reseca pegaba al hueso. 

Al ver aquello presione el rosario que tenía en mis manos con fuerza sobre mi pecho y trate de rezar de forma nerviosa, aquella criatura nos regaló una sonrisa muy macabra, soltó la cabellera del muchacho y se fue corriendo tirándose por el barranco, todos quedamos sorprendidos por varios minutos habíamos visto algo que se suponía no debería existir, entre varios hombres lo alzaron y llevaron a marcos a su casa, estando en el inmueble vemos que estaba todo herido, la ropa destruida en retazos, con muchas espinas clavadas en su cuerpo, algo que nos sorprendió fue ver que tenía escrito en el pecho la palabra - “guía” – 


Mi abuela dio de beber agua bendita al novio de su hija, toda la noche estuvo delirando cada tanto balbuceaba lo siguiente - “ahí viene, ahí viene, no dejen que se me acerque” - la mayoría se quedó en vela rezando alrededor de marcos hasta que se hizo de día, cuando recupero la conciencia nos contó lo siguiente; luego de discutir con mi tía para tratar de calmarse un poco se fue a sentar en la orilla de un arroyo que hay por la zona, estaba fumando un cigarro de lo más tranquilo cuando de repente se le sentó a la par una nena muy hermosa diciéndole - “vamos?, me seguís…” - si bien la rechazo en un primer momento porque estaba cansado, la niña lo tomo del brazo y con una fuerza descomunal lo arrastro a monte adentro, es ahí que comenzó con los gritos pidiendo ayuda al ver que el rostro de ella se desfiguraba en algo grotesco……

COMPÁRTELO


 
Top