Cosas extrañas viviendo dentro del cuerpo humano suena como un tema popular para historias de horror y varias leyendas urbanas. A continuación te mostrare algunas historias de la vida real que te dejarán revisando si eres víctima de ellas. 






Un niño de 5 años en Honduras tuvo a este parásito metido en su ojo por mucho tiempo, lo peor de todo es que hasta dejó huevos que fueron extraídos con cirugía. 





Una surcoreana de 63 años empezó a sentir como si algo estuviera caminando por su boca tras comer calamar. Al ir al médico, encontraron que su boca estaba llena de estos organismos provenientes del calamar. 




Ronan Sveda de Massachusetts llegó al médico por una tos que no cesaba. Al ir al hospital, su médico quedó perplejo al ver que en su radiografía de pulmón se visibilizaba una pequeña plante de alverjas. 





Un pequeño pescado de 2 centímetros, entró por la uretra de un niño mientas éste limpiaba su pecera. Según su médico, el pescado logró nadar hasta la vejiga, desde donde tuvo que ser extraído con cirugía (ouch) 




A este hombre de la China le pasó lo mismo que al niño en el 2011, la única diferencia es que la anguilamedía 15 centímetros!!(Ah Herni le gusto esto) 





En el 2007, un hombre de colorado tenía gran comezón en su cabeza. Tras intentar todo tipo de champús y lociones decidió ir al médico, quien encontró que tenía gusanos tan grandes como una moneda. 





Las tenias son parásitos frecuentemente encontrados en el intestino humano, en donde pueden vivir por hasta 25 años. En promedio, miden varios metros y el más largo que ha sido encontrado midió 25 metros. 





En noviembre del 2014 una mujer de la República Checa se quejó de dolores en el estómago. Los médicos encontraron que tenía dos gusanos de 10 centímetros cada uno y … se estaban comiendo su riñón!. Aparentemente esto ocurrió cuando ella se comió un pescado que no habría sido bien cocinado. 





Un hombre de Estados Unidos tuvo la infortunada coincidencia de tener una polilla y una pulga vivas dentro de su misma misma oreja. Afortunadamente sus amigos lograron sacarlas con un par de pinzas. 





Hendrik Helmer de Australia estaba sintiendo un horrible dolor en su oreja, él pensó que tenía una araña adentro, pero estaba equivocado. Era una cucaracha de 2.5 centímetros de largo y tuvo que ir al médico para que pudieran extraerla. 





Katie Melua escuchaba sonidos extraños en su oído, cuando los médicos revisaron, encontraron una pequeña araña saltando en el canal de su oreja. 





También conocida como la “ameba come cerebros” la naegleria fowleri es un protozoario encontrado en agua dulce como lagos, ríos y aguas termales. En humanos, la ameba entra al sistema nervioso central por medio de la nariz, pasa luego al cráneo y al cerebro. Cuando llega allí, empieza a comer, causando meningoencefalítis amebiana, una enfermedad con una tasa de mortalidad del 95%. 





Esta cosa no es un animal ni una planta pero es considerada un ser vivo. Comúnmente llamado el “tumor monstruo” es un tumor específico que se compone de derivados de más de una capa de gérmenes. Los tumores pueden contener pelo, dientes, huesos y hasta ojos, torsos o extremidades. Aparentemente se han reportado casa en donde el teratoma trata de poseer el cuerpo de sus víctimas y atacar su cerebro. 




La cosa más impresionante en vivir dentro del cuerpo de una persona es su propio gemelo. En junio de 1999, Sanju Bhagat descubrió que su abdomen inflado no era por falta de ejercicio, sino que tenía a su gemelo viviendo como un parásito de él. La horrible operación extrajo a esta criatura casi formada que había desarrollado manos y pies!
COMPÁRTELO


 
Top